martes, 16 de diciembre de 2014

La famosa campana de Gaus de las calificaciones


¿Sigue sirviendo? ¿Es un modelo adecuado para los paradigmas educativos actuales? ¿Tenemos que seguir rigiéndonos por ella si evaluamos por competencias?

Me gustaría documentarme sobre este tema. Si alguien conoce algún documento que hable sobre el tema, le agradecería mucho que lo comparta conmigo. Gracias



Notas de Evernote para documentarme sobre la evaluación para una escuela inclusiva. 

En el panorama educativo, en las aulas conviven alumnos y alumnas de diferentes capacidades y actitudes, factores ambos que se retroalimentan recíprocamente. Lo más duro resulta para aquellos estudiantes que crónicamente ocupan los puestos de cola, al apilar ciclos de peores condiciones de partida, pequeños reveses y desalientos acumulados. Si no superan esta posición de “hundidos”, a medida que crecen en edad acumulan frustración, rechazo y agresividad hacia el entorno (y no sólo el escolar). A pesar de los refuerzos docentes, y de programas específicos de intervención o de diversificación curricular, en muchos casos están predestinados al “fracaso escolar”.
 Recuperar social y académicamente a estos “desertores educativos” es un objetivo de primer orden.


No hay comentarios: